6.3.12

¿Quieres nubes?

El último día de este mes te llevaré a las nubes; subes, ves, me dices lo que piensas.
Todo gratis, sin promesas, quiero volar despacio.
Te quise en mi vida, en mi cama, en mis sueños...ahora te dejo reinar mi cielo.
¿Qué te parecen las nubes? lástima no poder congelar un pájaro con alas de acero en el tiempo, 
o en el espacio. Huirían las esponjosas cortinas de agua...
Te invitaría a ser aire por un rato en un mundo de terrícolas, pero ni yo se cortejar mis alas, ¿lo intentas tú?
tal vez si vuelo por ti vueles conmigo...tal vez choquemos contra el aire frío que nos recuerda de donde venimos, y hacia donde no podemos ir...
Pero el aire frío tiene sed, y ya no confía en nosotros. Sed de dar calor y ser envuelto en llamaradas de luz,
derretirse bajo el abrigo de su padre, el Sol.
El frío es el hijo bastardo del tiempo, al que nunca le dio espacio para embriagarse de amor. 
¿Se puede cambiar la historia? Cuando tengo frío me siento más segura, porque puedo protegerme y luchar contra él, estamos en el mismo territorio. Sin embargo el sol...envía a la guadaña del calor, envolvente, solitaria y abrumadora, recordándote siempre que está por encima de ti.
¿Somos entonces nosotros también hijos bastardos del tiempo
Algo así es esta planta del edificio... pero, el primer día del mes, te invito a la más alta. 

¿Quieres ver las nubes?
...





4 comentarios:

Locura dijo...

Estoy así: =O

Me has dejado particularmente sorprendido con este reverendo pedazo de poesía.

=)

Gréen. dijo...

jajaja muchas gracias:)

Locura dijo...

¿Antisemita por qué, Gréen?

Me parece que no quedó claro el mensaje que quería dar.

Locura dijo...

=)

El cine, el amor. La tierra, las flores, el color verde, la magia. El contratiempo, el desorden. El caos. Las cortinas, el humo, atardeceres, las retinas brillantes. Astro, el sol. La lluvia, pasar frío. Caramelos, momentos. Los vuelos, las caídas, los cuadernos... La imaginación